CKS viene a romper la temporada primavera-verano

Vivimos en un mundo en el que las tendencias se van renovando constantemente. Lo que hoy era moda, quizás mañana deje de serlo, y puede que dentro de 10 años, vuelva a ser un boom. Muchas marcas intentan crear esas tendencias o adaptarlas a las personas y sus usos, ya que no siempre lo que se transmite en las pasarelas de moda se debe llevar literal a la calle. Hoy acudimos a un showroom de CKS, todo un descubrimiento que nos transporta a la primavera y el verano, con colores brillantes, novedosos, texturas únicas y estampados de ensueño. Si quieres saber más, sigue leyendo, no te lo puedes perder.

CKS es una marca de moda que pertenece al famoso grupo belga FNG, uno de los mayores de Europa y que, poco a poco, está abriéndose a otros mercados. Gracias a la última compra de otra marca, ha podido expandir su comercio a los países escandinavos, e incluso se ha abierto a otros sectores como el comercio de muebles. Su sede está en Bélgica y Holanda, pero llevan instalados en España desde hace 8 años.

Cuentan con oficinas también en China, India y Turquía, todas ellas controladas por una empresa externa que ayuda a garantizar un desarrollo sostenible, tanto de la empresa, como las condiciones perfectas para sus trabajadores.

Aunque en España solo tienen un almacén, en el resto de Europa, tienen más almacenes y galerías, en países como Francia o Alemania, estando allí los mejores almacenes. CKS en España tiene diversos puntos de multimarca de niño y adulto, además de la colección que hemos podido observar hoy en el Showroom, ya que solo era el 70% del total de la colección. En CSK consideran que su producto se adapta bastante bien a este nicho del mercado, ya que han divido las colecciones por etapas (meses), tirando por colores más vivos y luminosos.

También están empezando con colecciones de hombres y consolidándose con tendencias rompedoras para niños. En CKS mujeres, en concreto, tienen un target de 25 a 45 años; aunque las diferencias entre edades cada día están cambiando más. La moda es un proceso cambiante en el que las generaciones cada vez visten más juveniles y lo que pensábamos que con 50 años no te pondrías, cada vez está cambiando más. Además, aunque sean ropas de estilo “belga” u “holandés”, es una marca muy versátil que se está adaptando muy bien a los clientes españoles, ya que cada día las marcas son más globalizadas.

Hay diferencias de climas o gustos entre la sociedad belga y la española, pero lo mismo sucede en España, ya que el sur y el norte tienen sus peculiaridades. Como nos explican, no se trata de decir cómo deben vestir, sino, más bien, dar una dirección de las posibilidades que tienen. Sobre todo intentan que la mujer se sienta cómoda, con confianza y alegre. Una forma de adaptar las pasarelas al uso diario. Intenta optar más por ser una marca ponible, basándose en esta última temporada, en la naturaleza, los colores y los estampados todos relacionados con tonos de tierra y agua.

Aunque hablan de bloques en CKS, cuando describen su moda la ubican por enero, febrero, abril y marzo, llegando incluso a verano. En cada mes hay colores diferentes, pero es cierto que algunas prendas las repiten, cambiando los colores, para que se adapten a la época. Al igual que las texturas y las telas, ya que en enero vemos telas más pesadas y más abrigadas, y ya en marzo empezamos a ver telas más ligeras, más fresquitas. Predominando los colores en función de la temperatura.

Ubicando las tendencias de su marca a tres tipos de mujeres, Ellen, Sophie y Young Sophie. Sophie es su público objetivo, mujeres de 25 a 45 años, es una chica extravagante e impulsiva, que sabe los trends que imperan en el momento. No se viste exactamente como los desfiles, pero es cierto que coge las influencias de estos desfiles. Aunque los desfiles no piensen en la utilidad de la prenda, buscan más captar, la marca intenta combinar estas dos cosas, captar la atención, pero también que sean útiles.

Todo lo de la marca es “ready to wear”. Ya que con CKS que no tienes que esperar 3 o 4 meses para poder usarlo, ya que está listo para la época y el mes. La gente quiere estrenar diferentes combinaciones, desde vestidos atrevidos, bombers, faldas largas, pequeños sueters, etc. Look formal pero informal. Un look muy urbano que se adapta en función de la persona. Prendas combinables en cada mes con influencia de los años 80-90.

Respecto a la moda de niños, también se dividen en bloques. Tienen tanto para niña como niño una parte más elegante (aunque con detalles siempre que nos recuerden que son ropa infantil) perfecta para bodas, bautizos, grandes celebraciones. Y después, por épocas tienen looks más informales, con dos colecciones especiales. Una más skeater y urbano y otra más hippie recordando al Woodstock, haciendo un referente a la historia a y este movimiento.

Vemos para los niños y las niñas en CKS ropas que se repiten también en adultos, para que puedan ir vestidos si así lo quieren los padres, en ocasiones, como ellos. Colores frescos y brillantes que transmiten alegría y vida. Pero, sobre todo, para la marca es importante que los niños se sientan cómodos, que puedan sentirse bien, optando por tejidos de algodón, texturas más suaves. Así los peques de la casa disfrutan de la última moda, pero también se sienten seguros y felices.

Como puedes ver, ya sabes que pedir a los reyes. La temporada de moda primavera- verano promete. Colores brillantes, detalles en cada una de sus prendas que los hacen únicos, diferentes tallas para diferentes mujeres. Siéntete cómoda y segura de ti misma. Disfruta de la moda y aprovecha y conoce esta marca, porque te aseguramos que merece mucho la pena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.