La Cañada Real, un “zoo” sin tortura

27 Sep, 2015

m
l

En mi vida he visitado numerosos parques zoológicos y siempre he disfrutado de ellos, sin embargo, también he tenido siempre la duda de si realmente las condiciones de vida y el cuidado de los animales era la correcta en estos lugares.

Investigando un poco en Internet se pueden encontrar numerosas pruebas y estudios que ponen en evidencia la labor de TODOS los zoológicos y centros de exposición de animales pensados para el disfrute del hombre y para el enriquecimiento de sus propietarios. Según las asociaciones animalistas más importantes del mundo, los zoos son prisiones en los que los animales son privados de su libertad y alojados en entornos inadecuados para sus necesidades. En estos centros sus habitantes han sido capturados y hacinados, mientras sufren maltrato físico y psicológico, y son tratados como puras mercancías por personal que en muchas ocasiones no es ni de lejos experto en la gestión y el cuidado de animales. Además, en ocasiones son obligados a realizar espectáculos y son forzados a aprender comportamientos que asombren a sus visitantes.

_07A4589Una vez concienciado sobre esto, he desechado completamente la idea de volver a un zoológico. Sin embargo, esto no supone renunciar a poder disfrutar y observar a los animales. La forma más lógica y natural para hacerlo es acercarse al hábitat de los animales que deseemos observar. En España existe más de un centenar de Parque Naturales (aquí el listado completo) donde podremos ver en total libertad fauna salvaje autóctona.

Es cierto que si acudimos a la naturaleza no será tan sencillo encontrar tal variedad de animales como en un zoo; también es verdad que estos no estarán atrapados en una pequeña jaula desde la cual puedan ser observados sin posibilidad de escaparse; y tampoco encontraremos pingüinos, koalas u otros animales exóticos sacados de su hábitat. Pero lo que si os aseguramos es que podréis ver animales felices, sanos y en completa libertad.

Otra buena opción para poder acercarse a los animales es acudir a algún centro de recuperación y cuidado de los mismos. El otro día pudimos acercarnos a la Cañada Real de Peralejo en Madrid; un centro de recepción y acogida de fauna silvestre y herida que lucha por proteger a los animales y salvar su hábitat. Este espacio fue creado en 1988 por la Fundación José María Blanc con el objetivo de desparasitar a 25 cabras hispánicas traídas de Gredos que más tarde servirían para repoblar los montes madrileños; y según pasaron los años la Cañada Real fue creciendo y acogiendo a otros animales que lo necesitaban.

_07A4528Hoy en día está declarado de utilidad pública y en sus 14 hectáreas solo viven animales capaces de adaptarse al clima de la Sierra de Guadarrama y que no pueden valerse por si mismos para sobrevivir en libertad, ya sea por sus heridas o por la destrucción de su lugar de origen. El águila real, la cabra montesa, el lince, el corzo, el lobo ibérico, el ciervo, el zorro, el jabalí o el gato montés son solo algunos de los habitantes de este parque que abre sus puertas a todos los amantes de los animales.

La cañada ofrece visitas libres o guiadas, cursos de formación, estancias, campamentos y celebraciones infantiles. Para saber más visita su página web: http://opennature.com/

Entradas relacionadas

Madrid brilla con luz propia

Madrid brilla con luz propia

La navidad llega a Madrid llena de luz y brillo para todos sus habitantes y aquellos que vienen a disfrutar del carácter festivo de estas épocas. Este año, con diversas novedades que cautivarán a los asistentes que podrán disfrutar de color, magia y mucho más.

leer más

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.