Critica de ‘Regresión’, de Alejandro Amenábar

6 Oct, 2015

l

Ya podéis ver en los mejores cines la última película de Alejandro Amenábar. Se trata de ‘Regresión’, una thriller de intriga basado en hechos reales que cimenta su historia en el caso McMartin.

El 9 de enero de 1986 un juez de California ordenaba el procesamiento de Virginia McMartin, así como de su hija, su nieto, su nieta y tres cuidadoras de la escuela infantil que la anciana regentaba en Manhattan Beach, Los Ángeles (Estados Unidos). Los siete acusados se enfrentaban a 135 cargos de abuso de niños. Pero más allá de lo abultado de la cifra, aquel no era un caso ordinario de pederastia; además de toda clase de agresiones sexuales y violaciones, los informes de algunos testigos narraban sacrificios de animales, mutilaciones, torturas e incluso la decapitación de un bebé para beber su sangre, todo ello en el marco de presuntos rituales satánicos practicados por la familia McMartin.REGRESSION_POSTER_AAFF_LOW

El caso McMartin se cerró en 1990 sin una sola condena. Cinco de los acusados, incluyendo a la propietaria de la guardería, vieron retirados sus cargos por falta de pruebas apenas una semana después de la orden de procesamiento; los dos restantes, Peggy y Ray Buckey, hija y nieto respectivamente de Virginia McMartin, fueron finalmente absueltos cuando el proceso reveló que las acusaciones no se sostenían.

Fue un fenómeno exagerado que conmovió a la población y copó las portadas de la prensa llegando a creerse la existencia de una red secreta de satanismo. Pero ¿a qué se debió? En 1980, un psiquiatra canadiense llamado Lawrence Pazder y su paciente ,Michelle Smith, publicaron un libro que se convirtió en un best seller. En Michelle Remembers, la paciente narraba cómo la terapia de recuperación de memoria aplicada por Pazder sobre ella la había ayudado a recordar los recuerdos reprimidos de una infancia en la que había sufrido agresiones, torturas y vejaciones a manos de su propia madre y de otros miembros de una secta satánica.

Sin embargo, pronto las investigaciones comenzaron a cuestionar el relato de Michelle Smith y a acusar a Pazder de haber implantado falsos recuerdos en la memoria de su paciente a través de una supuesta terapia de recuperación de memoria basada en la hipnosis y en interrogatorios coercitivos. De hecho, estos procedimientos fueron regularmente aplicados a las presuntas víctimas y testigos del caso McMartin. Como ejemplo, de los 400 niños interrogados pocos fueron los que inicialmente delataron algún tipo de conducta impropia, pero tras las sesiones intensivas, hasta 360 niños denunciaron abusos.

Alejandro-and-Emma

Esta es la historia más famosa de lo que se conoce como regresión en parapsicología, y es lo que ha inspirado a Amenábar en su película. Con Emma Watson y Ethan Hawke como principales protagonistas, el director español regresa con este filme rodado en Canadá que ya puede presumir de haber tenido el mejor debut en taquilla en lo que llevamos de 2015.

Aunque no es la mejor película de Amenábar, si ofrece un justo entretenimiento con una historia que trata de provocar incertidumbre en el espectador. ¿Quién es realmente el malo de la película?

Ethan Hawke interpreta al policía que lleva el Caso McMarti, un hombre que se desvivirá por revelar el misterio que envuelve toda la historia llegando acercarse a la locura. Sin duda un papel exquisito para lucirse en el que el actor texano es capaz de cumplir sin demasiados alardes. Por otra parte, Emma Watson, que a priori es un aliciente más para ver la película, interpreta a la víctima de este caso con un problema de base: físicamente Emma no aparenta ser esa chica frágil venida de una familia humilde y víctima de abusos sexuales.

Pese a todo, Amenábar nos deleita con unas cuantas escenas de lucidez en las que la tensión, la inquietud, el miedo y las emociones atrapan al espectador consiguiendo al menos mantenerlo en tensión hasta la conclusión de la película.

Entradas relacionadas

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.