Mabel Lozano destapa el negocio de la prostitución en ‘El proxoneta’

Mabel Lozano presenta ‘El proxeneta’, la historia real sobre el negocio de la prostitución

Más de 1.700 mujeres pasaron por sus manos. Miguel, apodado “el Músico” es el protagonista del libro ‘El Proxeneta’. En él, se cuenta por primera vez la verdadera historia de lo que hay detrás de la prostitución de la mano de un testigo privilegiado. Este hombre que confiesa con pelos y señales cómo ha evolucionado el negocio de la prostitución en España y en todo el mundo; desde principios de los años noventa hasta hoy, con el lucro de la trata y secuestro de mujeres de deuda para las que su única salida era la prostitución.  El Músico pasó de portero de un club a los diecisiete años, donde conoció a sus dos futuros socios —un camarero y un macarra—, a ser un todopoderoso jefe de la mafia y dueño de doce de los macro burdeles más importantes de España. Nada más y nada menos que capo de una red organizada y sin escrúpulos con un único objetivo: exprimir crónicamente a mujeres de todo el mundo.

La semana pasada tuvo lugar en Madrid, en la academia de cine, la presentación del libro. En el acto se reunieron grandes personajes del mundo del cine, actores, actrices, directores, así como periodistas y figuras de los cuerpos de seguridad nacional. La propia directora de la academia aseguró “Mabel, has reunido aquí a más gente incluso que cuando leemos los Goya.”

Un acto en el que además de contar la historia de la publicación, la cineasta reafirmó la importancia de la cultura y el arte como medio de denuncia de las minorías. Hay que educar a los jóvenes en la igualdad (en algunos institutos de Castilla La Mancha han visionado sus documentales). Además, se insistió en la importancia de concienciar a las mujeres y acercarlas a la realidad, que muchas otras viven.

Ninguna mujer nace puta, nosotros las captamos y tejemos una red como la de la arañas”, con estas palabras del proxoneta inicia el teaser del documental, basado en el libro,”Paso corto, Mala leche“. Este se comenzará a rodar a principios de 2018.

Mabel pasó de ser un mito televisivo a una de las documentalistas de derechos humanos más importantes de nuestro país. Su primer largometraje documental ‘Voces contra la trata de mujeres’, rodado en Rumania, Moldavia y España, donde denuncia la compra-venta de mujeres y niñas, con fines de explotación sexual. Desde entonces, además de cortos y spots, ha elaborado otros  largometrajes documentales: ‘La Teoría del espiralismo’ (2009), protagonizado por cinco deportistas paralímpicas; ‘Las Sabias de la Tribu’ (2010), como homenaje a las generaciones de mujeres de la posguerra que lucharon por sus derechos; ‘Madre’ (2012), documental sobre la maternidad del siglo XXI.

Durante la presentación tuvimos la oportunidad de hablar en exclusiva con Mabel Lozano, este es el resultado:

  • ¿Por qué comenzaste con los documentales sobre los derechos humanos?

Comencé con la trata porque conocí a Irina, una chica rusa de 19 años que había sido cazada en su país de origen y vendida en el nuestro para a prostitución. Ese fue el detonante para hacer, exactamente ahora doce años, mi documental ‘Voces contra la trata de mujeres’.  Este delito no lo abordo solo como cineasta, sino que soy también una activista.

  • ¿Cómo funciona en España la trata?

Brutal, como un mercado de la carne, es tal cual. Se captan mujeres en los países más empobrecidos. Son mujeres vulnerables ya sea por la pobreza o la desigualdad. Se las capta en sus países de origen, se las traslada y se las explota aquí. En las calles, en las rotondas, en los pisos, en los puticlubs… es decir, la trata y la prostitución que en nuestro país va de la mano, lleva conviviendo con nosotros casi 25 años.

  • ¿Cómo contactaste con Miguel, el proxoneta?

Miguel contactó conmigo. El conocía mi trabajo desde hace muchos años y le gustaba como abordaba la trata y  creía que yo era la única persona que acertaba en como relataba los sucesos. Yo he estado en muchos países de origen y he hablado con muchas mujeres y él lo que decía es que, mucha gente habla de esta historia pero de manera superficial. Este es un delito transaccional, que tiene que ver con la delincuencia organizada y hay que verlo en toda su dimensión. Y bueno, él veía que no mucha gente conoce tan en profundidad como es la trata de seres humanos.

  • ¿Y no te producía rechazo hablar con una persona que ha hecho tanto daño?

Mucho, al principio. Ten en cuenta que yo durante todos estos años había estado con muchas mujeres victimas de la trata y me habían contado como las pegaban, como las vejaban, como las violaban, como las humillaban… Entonces, claro estar delante de un esclavista al principio te produce mucho rechazo. También, es verdad que este es un proxoneta arrepentido que lleva ya muchos años colaborando con la policía, que para el supone arriesgar su vida. Así que, esa valentía también y ese cambio de rol en su vida hace que  este ex-proxoneta vea a los seres humanos con empatía y sobretodo, luche por la libertad de las víctimas y que este delito se entienda, se juzgue y se penalice. Y más allá, porque no se justifique  bajo el paraguas de la prostitución, porque la prostitución es de toda la vida.

  • ¿Cómo fueron vuestros primeros encuentros?

Fueron duros, tensos… Pero después de doce años hemos tenido nuestros más y nuestros menos. Cuando hemos hablado de las víctimas yo he sentido mucho rechazo pero por otro lado, también he visto su dolor, y lo he visto de verdad y he visto su arrepentimiento y su generosidad. En esos momentos,  yo también he visto a un hombre derrotado, muy dolido, jodido, que también está contribuyendo con mucha valentía a erradicar este delito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.